Esta pit bull con enanismo vive para desafiar lo esperado e inspirar al mundo entero

Sassy la pit bull nació por medio de un criador inexperto en Nueva York. Cuando los voluntarios de Forgotten Pets of Long Island la rescataron, cuando solo era una cachorrita, esperaban que su vida fuera tan corta como dolorosa.

- Anuncio Publicitario -

Su meta era darle amor y lograr que estuviera cómoda durante el tiempo que tuviera. Hoy en día, cuatro años después, Sassy es fuerte, está muy feliz y, lo mejor de todo, es amada. Tiene un padre adoptivo y dos hermanitos con necesidades especiales.

Sassy- The Small Wonder

Sassy tiene muchos defectos de nacimiento. Sufre de enanismo canino, por lo que su esqueleto presenta deformidades y su estatura es aproximadamente 1/4 de la de un pit bull promedio. Sus patas frontales son curvas hacia adentro y cuando camina, carga su peso en los antebrazos y no en sus patas.

- Anuncio Publicitario -
Sassy- The Small Wonder

Ernie Altamirano, el humano de Sassy, describe su peculiar caminar como un “twerk” debido a su severa displasia de cadera. Además de sus problemas de movilidad, Sassy también presenta dificultades respieratorias y su lengua es extremadamente larga, por lo que parece no caber dentro de su boca.

Sassy- The Small Wonder

Debido a todos sus problemas físicos, los veterinarios no esperaban que Sassy viviera más de tres años. Todas sus condiciones son irreparables y eventualmente acortarán su vida, así que Altamirano planea consentirla y hacer que se sienta cómoda y amada hasta que sea la hora de “dejarla ir”.

Sassy- The Small Wonder

Por ahora, Sassy tiene 4 años y vive su vida al máximo. Aunque hay que cargarla para subir y bajar las escaleras y usa una andadera para distancias largas, le encanta correr. Se divierte mucho cuando juega con los perros grandes en el parque y no parece notar la diferencia de tamaño. No puede ladrar, pero “aplaude” con su mandíbula cuando está visiblemente emocionada.

- Anuncio Publicitario -

Quienes han tenido la fortuna de conocer a Sassy siempre quedan impresionados por su valentía y la manera en la que se sobrepone a sus limitaciones físicas. Altamirano dijo:

“Es una dulzura. Es imposible no quererla, es la perrita más feliz del mundo”.

- Anuncio Publicitario -
Sassy- The Small Wonder

Para saber más sobre sus divertidas aventuras, sigue la página Sassy – The Small Wonder en Facebook.

FUENTEIHeartDogs
COMPARTIR

Deixe uma resposta