Gato de la calle es hallado escondiéndose debajo de un auto con una mirada muy triste. ¡Vaya diferencia hicieron 6 meses de amor!

Un pequeño gato anaranjado de la calle fue hallado escondiéndose debajo de un auto, maullando por ayuda. Estaba asustado y completamente solo… ¡Qué diferencia se puede lograr con seis meses de amor y cariño!

- Anuncio Publicitario -

¡Conoce a Rufus!

Dee @Rufusie

Dee iba camino a recoger a su gata en casa de sus vecinos, cuando escuchó el llanto de un gatito.

“Nos habíamos ido de vacaciones y la dejamos (a nuestra gata) con mis vecinos, quienes amablemente aceptaron cuidar de ella. Cuando iba a recogerla, de repente escuché unos maullidos. En realidad era más como un lamento”, dijo Dee.

Ella fue a investigar y vio a un gatito anaranjado y muy delgado, escondido y acurrucado debajo de un auto en el patio del vecino. Era sólo piel y huesos, y estaba sucio y muy hambriento.

Dee @Rufusie

“Creí que si lo llamaba saldría corriendo asustado, pero en cambio corrió hacia, quizás pensando que tenía algo de comida. Lamentablemente, no tenía comida”, dijo Dee.

Ella informó a los vecinos sobre el pequeño felino y corrió a casa para conseguir una cesta y algo de comida. Pero para cuando regresó, el gatito había desaparecido. Ella estuvo llamándolo un largo rato, pero fue en vano. “Decepcionada, llevé a mi gata a casa”.

Dee @Rufusie

Dos horas más tarde, recibió una llamada de los vecinos diciendo que habían encontrado al gatito. Tomó la comida para gatos y la cesta, y se fue de inmediato.

- Anuncio Publicitario -

El pequeño gatito no pudo resistirse a la comida que ella le ofreció. Estaba muriendo de hambre. Mientras devoraba su comida, Dee lo metió cuidadosamente en la cesta y lo llevó a casa.

Dee @Rufusie

“Estaba en muy mal estado, tenía el pelo enmarañado en la espalda, con mucha suciedad en las orejas y lleno de pulgas. Lo limpié con un trapo mojado y lo llevé al veterinario de emergencia. Fue tratado por deshidratación, parásitos y pulgas”.

Durante los días siguientes, Rufus pasó la mayor parte de su tiempo durmiendo y comiendo. Lento pero de forma segura, recuperó su fuerza, aumentó de peso y comenzó a enseñar su personalidad.

Dee @Rufusie

Publicaron fotos del gatito en internet, pero tras varias semanas de espera, nadie lo había reclamado ni mostrado interés en adoptarlo.

“En esas tres semanas, ¡cada vez que él me veía a mi o a mi papá se emocionaba! Era tan amistoso que cuando alguien se ofrecía para adoptarlo, nos dábamos cuenta de que estábamos completamente enamorados y no podíamos separarnos de él”.

Dee @Rufusie

“En un mes su pelaje se volvió más denso y vocalizaba más. De alguna forma logró hacer amistad bastante rápido con mi otro gato, y ahora son inseparables”, dijo Dee.

- Anuncio Publicitario -

“Desde entonces también he adoptado a otro gato atigrado, y se lleva muy bien con él”.

Dee @Rufusie

“Es muy dulce, corre detrás de las mariposas, le gusta acostarse completamente estirado en el centro de la sala, y cuando nos sentamos allí se planta en nuestros regazos. Él chilla mucho, y el sonido que hace para pedir agua es diferente al que hace para pedir comida…”

Seis meses después del rescate… ¡Míralo ahora!

“Esa mirada me habría perseguido por siempre si no lo hubiese traído a casa. Ha mejorado mi vida en muchos sentidos”.

Dee @Rufusie

¡Comparte esta historia con tus amigos! (Más información en @Rufusie)

Deixe uma resposta