Un hombre de vacaciones encuentra una perra callejera se rehúsa a dejarla

¡La llevó a su hotel a hurtadillas!

Este hombre jamás hubiera imaginado que durante sus vacaciones se enamoraría de un perro, pero eso fue exactamente lo que sucedió. Una noche, durante una de sus salidas, se encontró con una perra callejera acostada encima de un vidrio roto, así que se acercó a ella. La pobre estaba cubierta de pulgas, pero resultó ser muy amistosa. En ese mismo momento el hombre decidió que no podía dejarla atrás.

- Anuncio Publicitario -

El único problema es que el lugar donde se alojaba no aceptaba mascotas en sus instalaciones. El hombre no tuvo otra opción que esconderla para que no la vieran, y ella parecía estar feliz por haber encontrado a un amigo y por tener un techo sobre su cabeza. El riesgo valió la pena.

El hombre la limpió, le dio comida y un poco de agua. Desafortunadamente, la perra tuvo un pequeño accidente en la cama, pero el hombre sabía que el camino hacia su recuperación no sería nada fácil. Fue en ese momento que ideó el nombre que le daría a su nueva amiga: Chance. ?

El hombre no pudo quedarse con Chance, pero se aseguró de compartir su historia. Se divirtieron mucho juntos, y se prometió a sí mismo que no la dejaría sola, así que su misión fue cumplida cuando encontró un hogar permanente para su amiga. Eso era todo lo que quería desde un principio, y todo el trabajo duro y las decisiones arriesgadas dieron frutos. Ahora podrá descansar sabiendo que Chance jamás se sentirá sola de nuevo.

- Anuncio Publicitario -